admin

Categorías

Coobis

pseudociencia

Diferencias entre ciencia y pseudociencia

Actualidad Informática. Diferencias entre ciencia y pseudociencia. Rafael Barzanallana

Es una pena que cada cierto tiempo haya que recordar cosas como esta, pero últimamente parece que no sólo es necesario sino imperativo. Basta darse una vuelta por internet para darse cuenta de ello. Estos dos párrafos pertenecen a Carl Sagan, de su obra “El mundo y sus demonios”, y sigue siendo necesario tenerlos presentes para que no nos den gato por liebre.

Ciencia

La ciencia […] plantea hipótesis de modo que puedan refutarse. Se confronta una sucesión de hipótesis alternativas mediante experimento y observación. Desde luego, cuando se descarta una hipótesis científica se ven afectados los sentimientos de propiedad, pero se reconoce que este tipo de refutación es el elemento central de la empresa científica.

Pseudociencia

La pseudociencia es justo lo contrario. Las hipótesis suelen formularse precisamente de modo que sean invulnerables a cualquier posibilidad de refutación, por lo que en principio no pueden ser invalidadas. Los practicantes se muestran cautos y a la defensiva. Se oponen al escrutinio escéptico. Cuando la hipótesis de los pseudocientíficos no consigue cuajar entre los científicos se alegan conspiraciones para suprimirla.

Ciencia frente pseudociencia

Here be dragons, una introducción al pensamiento crítico y a la pseudociencia

Pseudociencia y teléfonos móviles en Mobile World Congress

Actualidad Informática. Pseudociencia y teléfonos móviles en Mobile World Congress . Rafael Barzanallana«¿Usa usted el teléfono sosteniéndolo cerca de su oído? Esto es muy malo. Está usted constantemente expuesto a una radiación dañina y peligrosa para su vida». Así se anuncia Safetel, un producto fabricado por la empresa rusa Incotex Electronics que garantiza «proteger a las personas de una radiación GSM dañina».

Safetel, que tiene un stand en la presente edición del Mobile World Congress de Barcelona, echa mano de artículos científicos que relacionan el uso de teléfonos móviles con enfermedades como el déficit de atención e hiperactividad o los tumores cerebrales. Incluso remite, en un comunicado reciente, a la Organización Mundial de la Salud que según esta empresa «clasificó los teléfonos móviles en el Grupo 2B que también incluye algunas sustancias peligrosas prohibidas en muchos países».

El problema es que las consecuencias dañinas de esta radiación jamás han sido corroboradas por los científicos.

¿En qué consiste en realidad el sistema patentado de Safetel? «Es un medio seguro de comunicación GSM móvil entre teléfonos y operadores mediante un módulo de tamaño pequeño». Este módulo «se comunica con el teléfono mediante Bluetooth con una radiación miles de veces menos intensa. Cuando el módulo está activado, el GSM en el teléfono está desactivado», dice la empresa en un comunicado difundido a varios medios de comunicación.

La OMS dice, al respecto, que la Agencia Internacional de Investigación del Cáncer (IARC), dependiente de la OMS, «ha clasificado los campos de radiofrecuencia electromagnética como posiblemente carcinógenos para los humanos (grupo 2B), una categoría empleada cuando una asociación causal es considerada creíble, pero donde la casualidad, el prejuicio o la confusión no pueden ser descartados con una confianza razonable».

El IARC explica además que, «mientras no se ha establecido un incremento en el riesgo de tumores cerebrales, el incremento y la falta de datos en el uso de teléfonos móviles durante periodos mayores a 15 años requieren más investigación sobre su uso y el riesgo de tumores cerebrales». Sin embargo, desde la OMS añaden que «hasta la fecha, no se ha establecido ningún efecto adverso atribuido al uso de teléfonos móviles» y además «los resultados de estudios en animales muestran consistentemente que no existe un incremento del riesgo de cáncer en la exposición a largo plazo a campos electromagnéticos».

Sin embargo, esta empresa cita en su web que «se encontró una asociación entre el uso de teléfonos móviles e inalámbricos durante 25 años o más y un riesgo triplicado de cáncer de cerebro». El debate sobre los riesgos a la salud de los teléfonos móviles y la radiación electromagnética no es nuevo. Hace un par de años, un artículo de unos investigadores daneses en el British Medical Journal que relacionaba cáncer con móviles (probablemente la misma referencia que utiliza Safetel) tuvo que ser, primero enmendado, después retirado por sus múltiples errores.

Fuente: elcorreo.com

¿Qué mal puede hacer?

Actualidad Informática. ¿Qué mal puede hacer?. Rafael Barzanallana

Acaba de salir a la luz la web «¿qué mal puede hacer?«, versión española de la conocida «whats the harm?«, dedicada a la documentación de los efectos nocivos, engaños y fraudes que puedan ocurrir por el uso de pseudomedicinas, supersticiones, mancias y otras creencias:

Los propósitos de esta web, de lanzar este proyecto, son varios:
  • Ante todo, sacar a la luz y plasmar aquellos casos en los que, por error, falta de información, desesperación, engaño, etc., algunas personas recurren a las pseudociencias, mancias, supersticiones, creencias, sectas y otros, relacionados con la decepción (en ingles “deception”), el ENGAÑO. Aunque este engaño no sea voluntario, tiene consecuencias, ya sean económicas, de salud, sociales, etc. Finalmente, tal como sucedió con Steve Jobs, Peter Sellers o Bob Marley, ese error puede llevar a la muerte. Desgraciadamente, aquí tocará contar más de un caso así.
  • Facilitar una información, que actualmente está disgregada a la comunidades como la científica, o la escéptica, para que la puedan transmitir al resto de personas, pudiendo evitar esos daños o perjuicios.
  • Crear una base de datos ágil y ordenada, para su consulta de forma sencilla por cualquiera interesado. La confianza está en que los buscadores de internet puedan también dar esta información antes que la “pseudo-información” que pueda conducir a cualquiera al daño que intentamos evitar.
  • Con solo información veraz y real será posible concienciar al público de que la ciencia es lo que nos hace avanzar (solo hay que mirar los últimos 150 años, p.ej.), y tiene que estar a su disposición de una forma que le llegue.
Se puede colaborar en la web a través de su contacto.

 

Consejos para enlazar páginas web de forma responsable y no favorecer a los magufos

Actualidad Informática. os para enlazar páginas web de forma responsable y no favorecer a los magufos. Rafael Barzanallana

El movimiento escéptico no es ajeno al Efecto Streisand. ¿En qué consiste? Se trata del efecto indeseado de lograr un aumento en la difusión de algo (sitios y contenidos, en el caso de internet) cuando uno originalmente buscaba lo contrario. Parece una paradoja, pero a veces sucede que ese contenido se termina conociendo mucho más gracias a nuestra intervención de lo que se hubiera conocido de otra manera.

Un ejemplo reciente es el caso de Burzynski intimidando a un joven blogger que escribió un artículo crítico de sus “antineoplastones” y que sólo sirvió para difundir aún más las críticas contra él. O el de la multinacional homeopática Boiron, que amenazó con demandar a un blogger italiano y nuevamente se encontró con más mala publicidad. Sin embargo, la realidad es que este efecto va para los dos lados y como escépticos tenemos que cuidarnos de que nuestras críticas no resulten en más publicidad para los mercaderes de pseudociencia.

Esto no es un miedo infundado sino una realidad. Por ejemplo, el caso de una compañía que trataba mal a sus clientes para que éstos escribieran críticas en internet que aumentaban su ranking en las búsquedas en google (aunque algunos dudan de esta estrategia, google reaccionó). Los algoritmos de búsqueda no entienden la complejidad y la angustia de la existencia humana, sólo entienden los links.

Es por esto que en el Círculo Escéptico Argentino nos cuidamos de siempre usar el atributo NOFOLLOW cuando en un artículo linkeamos a un sitio pseudocientífico.  Con este atributo uno se asegura que esos links no aumenten el PageRank que Google le da a esa página. Pero una cosa que no se puede controlar son los links que se comparten en las redes sociales. Si desde nuestra cuenta de Twitter o página en Facebook compartimos contenido de algún sitio web bien magufo para reírnos de él, en parte estamos aumentando su popularidad. El efecto Streisand entra en acción.

Pero los links compartidos en Facebook no sólo aumentan la popularidad de las páginas porque más gente puede verlas, sino que también sirven para aumentar la popularidad de las páginas de Facebook asociadas a esos sitios web. Aparentemente, el número de “Likes” y “Recomendaciones” que muestra una página en los pequeños botones para compartir no sólo refleja la cantidad de veces que se compartió mediante ese botón sino también las veces que la página se compartió mediante cualquier medio, incluso copiando y pegando la dirección en la biografía.

Eso quiere decir que cada vez que alguien comparte algún link en el grupo de facebook del CEA sólo para reírse y mostrar qué ridículo que es, ¡está aumentando la popularidad de ese contenido! Los escépticos nos encontramos entonces con un pequeño dilema. Queremos criticar a los vendedores de humo y la honestidad intelectual requiere mostrar el contenido que se critica, pero tampoco queremos promocionar su contenido y hacer que aparezcan en los primeros resultados de búsqueda en Google o como contenido recomendado en las redes sociales.

Los algoritmos no diferencian entre crítica y recomendación. Tim Farley (el genio detrás de What’s the Harmrecomienda un par de alternativas en lugar de compartir links directamente:

  • Escribir un post en un blog: Quien tenga un blog puede escribir una crítica del contenido que se quiere compartir, siempre linkeando con el atributo NOFOLLOW, y luego compartir ese contenido (presumiblemente de buena calidad) en vez del contenido de mala calidad que se quiere criticar.
  • Compartir un post de otro blog: Si uno no tiene un blog propio o no tiene tiempo o conocimiento para escribir un artículo completo, es muy probable que alguien más haya escrito sobre el tema. Eso es lo que podemos buscar y difundir.
  • Compartir una versión archivada del contenido: Archive.org es un excelente sitio web con la misión de archivar la internet para futuras generaciones. Si la página web que se quiere compartir no está archivada, se puede hacer un archivo de la misma.

Finalmente, una muy buena herramienta si no queda otra y uno tiene muchas ganas de compartir es DoNotLink. Se trata de un servicio para acordar direcciones web como Bit.ly pero con la característica de que utiliza una serie de técnicas para asegurarse de que el link no se cuente como una recomendación en Facebook ni afecte el PageRank de Google. Ni siquiera hace falta entrar al sitio para crear el link, sólo hace falta agregar “http://donotlink.com/” antes de la dirección que se quiere compartir.

Entonces, si uno quiere compartir el sitio de la Asociación Médica Homeopática Argentina (http://www.amha.org.ar/), queda “http://donotlink.com/www.amha.org.ar”. Para hacer las cosas aún más fáciles, yo modifiqué el bookmarklet oficial de Facebook para que comparta la página que uno está viendo usando DoNotLink. Arrastren este link a su barra de favoritos y cuando quieran compartir algo de dudosa calidad, sólo queda hacer click en ese botón.

Es un poco más de trabajo, sí, pero es importante que no amplifiquemos el mal contenido en la web. El tema central es NUNCA linkear directo a contenido pseudocientífico. Cuidemos nuestros links.

Fuente: Círculo Escéptico Argentina

Logros de la ciencia frente los de las pseudociencias

Actualidad Informática. Logros de la ciencia frente los de las pseudociencias. Rafael Barzanallana. UMU

 

El polígrafo que sirve a la telebasura

Actualidad Informática. El polígrafo que sirve a la telebasura. Rafael Barzanallana. UMU

¿Que tan fiable es este método visto Sálvame Deluxe?

El polígrafo o “detector de mentiras” es un complicado artilugio compuesto por una serie de sensores que mide el ritmo cardiaco, la presión sanguínea y la sudoración, y refleja sus variaciones en una serie de gráficas que luego son interpretadas por un “experto” en la materia.

Según afirman sus defensores, este dispositivo permite medir las reacciones corporales de las emociones: Una mentira se reflejaría indudablemente en un aumento en la sudoración, el ritmo cardíaco y la presión arterial.

El método más habitual de utilizarlo consiste en un interrogatorio en el que se se hacen preguntas muy obvias e inocuas como ¿es usted fulano de tal? para luego, alternarlas con preguntas mucho más comprometedoras como ¿le fuiste infiel a tu pareja con aquel chico que nadie conocía pero que decidimos convertirlo en famoso porque no tenemos nada mejor que sacar en el programa?.

Lo primero que sería importante saber es que el artefacto en cuestión es bastante preciso. Todo el problema radica en la interpretación que pueda dar el “experto” a esos datos: No existe ninguna medida que sirva de referencia. No hay un standard que sirve para calibrar el polígrafo. Un aumento en la presión arterial o en el volumen de la aspiración durante la respiración, no significa que el examinado en cuestión esté mintiendo. Un “perito” demasiado riguroso puede obtener demasiados falsos positivos, mientras que uno muy relajado y permisivo obtendrá demasiados falsos negativos. El margen de error es tan grande que su validez apenas está por encima de la grafología.

El físico y profesor universitario Robert Lee Park comentó una vez irónicamente: ‘El polígrafo descubre incrementos abruptos en el ritmo cardiaco, la presión sanguínea y la sudoración, por lo tanto, esta máquina es un detector muy fiable de orgasmos. Pero, ¿detecta mentiras?. Sólo si uno está fingiendo un orgasmo’.

Recientemente, Marcelino Sexmero, portavoz de la asociación de jueces Francisco de Vitoria se mostró tajante sobre este instrumento: “La prueba del polígrafo es nula, inexistente, inválida y además no es prueba en sí misma porque no tiene ninguna garantía de fehaciencia. Estamos hablando de un 20-30% de fiabilidad cuando lo que exigimos de cualquier prueba técnica es que supere el 90%”.

Fuente: MITOSYFRAUDES

Energía libre, la última patraña

Actualidad Informática. Energía libre, la última patraña. Rafael Barzanallana. UMU

Internet sirve tanto para difundir información fuera del control “oficial” como para propagar ideas absurdas, mitos y fantasías. Uno de los mitos más difundidos en las páginas “alternativas” y de la Nueva Era tiene que ver con la llamada“energía libre”, la obtención de energía a partir de supuestas fuentes abundantes y gratuitas, como el agua o el aire, que –dicen sus augures- está llamada a liberarnos de la dependencia de los hidrocarburos, la nuclear o incluso las renovables.

El discurso en torno a la energía libre contiene todos los ingredientes para convertirse en un bálsamo de fierabrás: es una solución fácil a un problema complejo (la crisis energética que empieza a atenazar al mundo); es democrática (cada cual puede fabricarse su energía, liberándose del yugo de codiciosas corporaciones) y, además, es gratis y abundante. Como todo mito, el de la energía libre cuenta con un héroe, Nikola Tesla, y un supervillano,Thomas A. Edison y la cohorte de eléctricas, petroleras y nucleares que quieren quedarse toda la energía para aumentar su riqueza (aunque esto último es cierto).

No sorprende que la energía libre se convierta en la piedra de toque de un mesianismo termodinámico. Desdichadamente, también es una enorme patraña. Para demostrarlo me pongo en contacto con una investigadora poco sospechosa de alineamiento con “el lado oscuro de la energía”, Margarita Mediavilla, profesora del Departamento de Ingeniería de Sistemas de la Universidad de Valladolid.

 

¿Existe tal cosa como la energía libre?

¿Existe la comida gratis, el trabajo sin esfuerzo? En física definimos la energía como la capacidad de realizar trabajo. La energía es el esfuerzo, lo que nos cuesta llevar a cabo ese trabajo. Si tienes energía gratis es porque alguien lo está pagando por ti.

De modo que finalmente, alguien tiene que pagar la cuenta…

Es evidente que disponer de energía gratuita y abundante es un gran afán de la Humanidad, sería el equivalente a decir que somos millonarios. Pero la vida te enseña que todo cuesta, nuestros actos tienen unas consecuencias, unas entradas y unas salidas. Es comprensible que anhelemos energía libre pero no es más que un sueño infantil.

El YouTube proliferan máquinas de movimiento continuo o bien motores propulsados por agua. ¿Has visto alguna que realmente funcione, que tenga una salida de energía superior a la entrada de combustible?

No conozco ninguna. He visto algunos inventos muy zafios, como el que desmonto en este vídeo, que era tan elemental que había que probarla.

¿Crees que existe un complot del gran capital para negarnos el acceso a esa fuente energética?

No creo que haya un complot. Si realmente hubiera una invención relativamente fácil de hacer que extrajera energía barata habría gente que la usaría, por mucho que los lobbies empresariales intentasen ocultarlo. Un buen ejemplo es el hardware libre (open source). Los “arduinos” son componentes electrónicos de código abierto y son  unos aparatos a un
precio enormemente bajo y con unas prestaciones increíbles, porque no están sujetos a copyright. Están siendo una revolución. En mi laboratorio los hemos introducido este año y un equipo de prácticas que nos vendían las empresas por 2000 euros nos lo estamos fabricando con “arduinos” por 80 euros. La electrónica básica de un ordenador Arduino cuesta 30 euros.
Estos aparatos están expandiéndose como la pólvora y hacen mucho daño a intereses empresariales, pero no pueden prohibirlos, se fabrican en Italia y se venden por Internet con toda normalidad.

Si hubiera algún invento de energía gratis que funcionara y alguien lo quisiera poner al servicio de la humanidad lo patentaría con licencia Creative Commons y se difundiría de tal forma que no podrían pararlo. De hecho, si algo realmente saca energía de la nada… se tendría que ver en los vídeos, sería difícil que no se recalentasen los bobinados de los motores, que no explotase “algo” por sí mismo si es que realmente está generando mucha energía… Nunca se ven vídeos de inventos de estos de “energía libre” en los que se muevan cosas realmente pesadas, donde se levanten grandes cargas, no parece que tengan realmente mucha energía. La energía se nota.

Entrevista completa en:  la informacion.com

Fuente: alvaro tapia hidalgo via photopin cc

Auriculares anticharlatanes

Actualidad Informática. Auriculares anticharlatanes. Rafael Barzanallana. UMU

Ante la invasión de charlatanes varios a la que nos vemos sometidos ultimamente (léase Dr. Mühlberger, et al), y en un esfuerzo de producción sin precedentes, DrGEN se enorgullece de traerles los primeros auriculares anticharlatanes del mundo.

Únicos auriculares que garantizan que las charlatanerías entren por una oreja y salgan por la otra.

*En caso de no conseguir los auriculares, pueden reemplazarse por una dosis habitual de lectura de blogs (Ej: este mismo blog, El retorno de los charlatanes, y cientos!) y escuchas de podcasts (Ej: Pienso, luego dudo-podcast del CEA-, y cientos!) que fomenten el pensamiento crítico.

**Hay que ser un poco gamer para entender el chiste. Portal es un juego en el que justamente se crean “portales” comunicados entre sí y en los cuales lo que entra por uno sale automáticamente por el otro icon wink Nuevos auriculares anticharlatanes!

***I’ve made also an english version of this image here: Anti-pseudoscience earphones icon wink Nuevos auriculares anticharlatanes!

Fuente:  DrGEN.com.ar

Related Posts with Thumbnails

Calendario

noviembre 2019
L M X J V S D
« Nov    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930  

Spam

Otros enlaces

  • Enlaces

    Este blog no tiene ninguna relación con ellos, ni los recomienda.


  • Paperblog

    autobus las palmas aeropuerto cetona de frambuesa